Google Translate
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

jueves, 31 de mayo de 2012

Por primera vez, un vuelo de Austral contó con una tripulación íntegramente femenina


El vuelo AU2454 de Austral, que por primera vez en la historia de la compañía estuvo integrado por una tripulación íntegramente femenina, partió desde el aeroparque metropolitano con destino a Salta.

El vuelo fue comandado por la piloto Ana Maluff, quien destacó la felicidad de todo el equipo de mujeres que consideran que "este no es un trabajo, sino una vocación".

"Estoy muy feliz porque este es un hecho histórico para Austral y porque estoy haciendo lo que más me gusta, que es volar", dijo Maluff, minutos antes de subirse al avión, que partió a las 11:33.

La piloto contó que en su familia están todos vinculados a la aviación: "mi padre era piloto, tengo un hermano que es piloto privado, una hermana que es piloto de Austral y mi esposo también es piloto de esta compañía".

La comandante Maluff realizó el vuelo con la copiloto Nuria Estebez, la comisario de a bordo Ana María Sabljak y las auxiliares Mariana Burguete y Florencia Bringas Agherreberi, que poco después de las 10:30 ascendieron al avión Embraer 190.

Maluff es la única comandante de la compañía, que además cuenta en su equipo con cinco copilotos femeninas, una de las cuales es su hermana.

"Hace seis años que estoy en Austral y disfruto mucho de lo que hago, yo empecé con los MD (Mc Donnell Douglas) como copiloto y junto con mi ascenso a comandante me llegó el pase a los modernos Embraer. Volar estos aviones es fantástico y me produce una gran satisfacción".

Maluff, de 38 años, contó que sus hijos, un varón de 16 años y una nena de 8, "están chochos con su madre piloto. Por otra parte en mi familia la aviación es un tema cotidiano y para ellos es lo más natural del mundo que sus padres salgan a volar".

"Yo estoy muy contenta con este avión, que tiene una tecnología de punta y extraordinario desempeño. Pero no me olvido de los MD, porque me han dado muchas satisfacciones. Para nosotros esto no es un trabajo es una vocación", destacó Nuria Estebez, de 28, que inició hace cuatro su trayectoria en Austral.

La joven además contó no haber sentido "rechazo" de parte de la dotación masculina dentro de la empresa, "a lo mejor hubo cierto recelo al principio, pero luego lo fuimos superando, hoy somos muchas y ya el peso es distinto, nos miran diferente", apuntó.

En tanto la comisario de a bordo y sus dos auxiliares, Sabljak, Burguete y Brigas Agherreberi, coincidieron en este vuelo pero ya habían volado juntas en otras ocasiones.

"Para nosotras -dijo Sabljak- volar juntas es casi una casualidad, pero yo tengo 35 años en la empresa y me tocó varias veces compartir tripulación".

Burguete y Brigas Agherrebri destacaron la "enorme felicidad" que les provoca esta tripulación íntegramente femenina.

"Somos conscientes de que estamos haciendo historia y nos satisface. En lo que hace al personal técnico (personal de atención a pasajeros a bordo), la incorporación de mujeres ya es de larga data, pero tener pilotos femeninos es todo un suceso", dijo Burguete.

Más allá de la sorpresa que se vivió en el Aeroparque, no fue la primera vez que se da esta situación, ya que el año pasado Aerolíneas Argentinas despachó un vuelo con idénticas características.

Fue el 1 de abril cuando cinco mujeres tripularon el vuelo 1498 que partió de Buenos Aires con destino a Jujuy con 96 pasajeros a bordo, piloteado por Viviana Benavente y Fernanda Coronel.


Fuente y foto: Telam

No hay comentarios:

Publicar un comentario